Qué prótesis de rodilla elegir

Las prótesis de rodilla están destinadas a reemplazar toda o parte de la articulación de la rodilla cuando el desgaste del cartílago provoca dolores o limita su movilidad articular.

Ver prótesis de rodilla

  • ¿Cuándo elegir una prótesis tricompartimental o unicompartimental?

    La artroplastia de rodilla consiste en la colocación de una prótesis total (tricompartimental) o parcial (unicompartimental), dependiendo del estado de la rodilla y de los respectivos ligamentos.

    • Prótesis tricompartimental: también llamada prótesis total, reemplaza la totalidad del cartílago dañado de la rodilla (como ocurre muy a menudo en la mayoría de las artrosis). La prótesis puede sustituir todo el cartílago femorotibial y, a veces, también el de la articulación patelofemoral. Su colocación puede hacer necesaria la remoción de algunos ligamentos cruzados. Existen prótesis tricompartimentales de deslizamiento y de charnela (o bisagra), pero esta última no se utiliza mucho a día de hoy.
    • Prótesis unicompartimental: también llamada prótesis parcial, sustituye solo el cartílago del compartimento lesionado, sin intervenir en los otros compartimentos de la rodilla y en los ligamentos. Puede ser colocada en el compartimiento femorotibial interno o externo. Este tipo de prótesis se utiliza cuando la artrosis afecta a un solo compartimiento y el resto de los compartimentos, así como los ligamentos, están sanos.

     Prótesis de rodilla unicompartimental de la marca DePuy Synthes

      Prótesis de rodilla unicompartimental de DePuy Synthes
  • ¿Cirugía con instrumentación estándar o personalizada?

    Para realizar una artroplastia total de rodilla, el cirujano puede optar por usar instrumentación estándar o personalizada. Entre ellas:

    • Instrumentación estándar: esta técnica consiste en planear la operación del miembro inferior en base a radiografías convencionales y, a continuación, en hacer los cortes de los huesos femoral y tibial utilizando plantillas de resección estándar. La plantilla de resección utilizada variará en función de la estatura del paciente. El cirujano, por tanto, para posicionar correctamente la plantilla y realizar los cortes necesarios, debe basarse en las medidas y los cálculos efectuados a partir de las radiografías.
    • Instrumentación personalizada: en los últimos años, los fabricantes de implantes han desarrollado un sistema de planificación preoperatoria tridimensional. El paciente debe someterse primero a una tomografía computarizada o a una resonancia magnética y, a partir de los resultados obtenidos, se diseñan las plantillas de resección personalizadas mediante la impresión en 3D. Estos son, generalmente, de nilón. Esta técnica es bastante más práctica y precisa, ya que el cirujano realiza los cortes óseos con plantillas que corresponden exactamente a la morfología del paciente. Sin embargo, requiere más tiempo obtener estas plantillas de resección impresas en 3D, lo que puede ser un obstáculo si trata de una operación urgente.
  • ¿Prótesis de rodilla de platillo fijo o móvil?

    El platillo tibial es uno de los componentes de la prótesis de rodilla de deslizamiento tricompartimental o unicompartimental. Hay prótesis de rodilla de platillo fijo y prótesis de rodilla de platillo móvil.

    Los platillos móviles son cada vez más utilizados, pues al menos en la teoría parecen presentar ciertas ventajas respecto a los fijos, concretamente mejoras en términos de movimiento y de vida útil de la prótesis.

    No obstante, hasta la fecha no hay pruebas concretas de mejoras clínicas significativas ligadas al uso de los platillos móviles.

    Una prótesis de rodilla de tres compartimentos con placa móvil de Aston Medical

    Prótesis de rodilla tricompartimental de platillo móvil de la marca Aston Medical

  • ¿Qué alineación elegir?

    En lo que respecta a la implantación de los componentes de la prótesis, es posible elegir entre tres tipos de alineación: alineación mecánica neutra, alineación cinemática o alineación híbrida. Entre ellas:

    • Alineación mecánica neutra: los cortes óseos y los componentes protésicos están alineados en el eje mecánico del miembro inferior (fémur + tibia). Históricamente, esta técnica era considerada la única capaz de evitar el fallo prematuro de la prótesis y la necesidad de una revisión precoz. Pero esto era cierto en los primeros tiempos de la artroplastia de rodilla, cuando la calidad de los implantes y los métodos de fijación eran más rudimentarios. Hoy en día, las técnicas de alineación cinemática e híbrida son ampliamente aceptadas y practicadas.
    • Alineación cinemática: los cortes siguen la cinemática articular de la rodilla en movimiento, manteniendo la alineación del miembro de acuerdo con su deformación inicial. El ángulo de alineación se define, por tanto, de una forma específica para cada paciente.
    • Alineación híbrida: una parte de los cortes está alineada con el eje mecánico del miembro inferior, mientras que otra parte sigue la cinemática de la rodilla.
  • ¿Cuáles son las posibles complicaciones?

    Distinguimos tres tipos de complicaciones posibles asociadas a la artroplastia de rodilla: complicaciones intraoperatorias, precoces y secundarias. Estas complicaciones están relacionadas con la naturaleza de la propia intervención y no contemplan los posibles riesgos asociados a la anestesia o, también, a la edad y el historial médico del paciente.

    • Complicaciones intraoperatorias: son excepcionales y pueden deberse, por ejemplo, a la lesión de una arteria principal del miembro inferior (arteria poplítea) o de un nervio (nervio ciático poplíteo externo) durante la operación.
    • Complicaciones precoces: la más común es la infección. Puede tener consecuencias serias, pero no es común. El seguimiento en las semanas siguientes a la operación permite detectarla precozmente y combatirla con los antibióticos adecuados. No obstante, muchas veces es necesario realizar una nueva intervención para limpiar la articulación y la prótesis. Pueden surgir otras complicaciones precoces, tales como flebitis, hematomas, rigidez de la rodilla, etc.
    • Complicaciones secundarias: incluyen complicaciones mecánicas ligadas al funcionamiento de la prótesis, infecciones tardías que pueden deberse a la contaminación de la prótesis por una infección en otra parte del cuerpo (absceso dental, infección urinaria, etc.), y rigidez de la rodilla que se produce bastante después de la operación.
Guías relacionadas
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Cargando...
No hay comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *